La informalidad en el transporte pone en riesgo a las personas

Spread the love

El titular de este sector señala que la responsabilidad es de los conductores y usuarios que optan por este servicio y arriesgan sus vidas.

El fatídico accidente ocurrido hace unos días en Lima, en el que fallecieron 17 personas, activaron nuevamente las alarmas de las autoridades, ya que en todo el país existen puntos vulnerables donde la informalidad cada vez va ganando más terreno. En el caso de la zona norte del país, las áreas encargadas del transporte alertaron a los usuarios del riesgo que corren al utilizar el transporte interprovincial informal.

LA LIBERTAD

Según informó la gerente regional de Transportes y Comunicaciones de La Libertad, Edith Chuco Gutiérrez, el 20% del transporte interprovincial que existe en la región opera de manera informal.

En tal sentido, la funcionaria indicó que son diversos los factores por los cuales prevalece la informalidad, lo cual es responsabilidad, tanto de los conductores como los usuarios que contratan los servicios de estas unidades que no cuentan con ningún tipo de autorización.

A la fecha, el personal de Transportes de la región ha ejecutado 2,328 intervenciones, de los cuales se levantaron 894 actas y se retiraron 72 placas, procediéndose así al internamiento de los vehículos.

Un punto importante que da pie a que se fomenta la informalidad, señala Chuco Gutiérrez, es la falta de conciencia de los usuarios, ya que, sabiendo que son vehículos informales, abordan las unidades, no colaboran durante los operativos y salen en defensa de los conductores.

“Ellos tienen conciencia de que están haciendo uso de transporte informal, pero se exponen por muchos factores, quizá por la necesidad de traslado inmediato o por los costos bajos, no tomando en cuenta que el riesgo que corren es alto en este tipo de unidades”, refiere la gerente.

Asimismo, la Gerencia Regional de Transportes ha identificado una serie de puntos en la provincia de Trujillo donde los ómnibus se detienen en plena calle a recoger pasajeros.

Estos puntos son Óvalo Grau, Óvalo La Marina, Óvalo Papal, Óvalo Mochica, los exteriores del Mall Aventura, en la prolongación Unión, el cruce de las avenidas Pumacahua y César Vallejo, las avenidas Mansiche, Nicolás de Piérola y Condorcanqui.

Edith Chuco informó que actualmente están implementando un sistema integrado donde se registre el récord de multas de todos los vehículos para monitoreo.

TUMBES

De acuerdo al portal de la Superintendencia de Transporte Terrestre de Personas, Carga y Mercancías (Sutran), en la región Tumbes se registran 18 terminales terrestres habilitados para empresas que brindan el servicio interprovincial.

Sin embargo, tras la corriente migratoria de venezolanos, desde hace más de un año y medio se ha incrementado el arribo de los ómnibus provenientes de Ecuador, logrando así que tomen posesión, de manera informal, en los diferentes puntos de la ciudad de Tumbes.

Al inicio, diversas empresas de transportes desembarcaban a sus pasajeros en la avenida Tumbes. Sin embargo, debido a los operativos inopinados por la comuna tumbesina, los ómnibus se trasladaron a la cuadra 1 y 2 de la avenida Arica del barrio San José.

Para ello, el subgerente de Transportes y Seguridad Vial de la Municipalidad Provincial de Tumbes, Héctor Damián Sánchez, afirmó que la región deberá implementar un terrapuerto de acuerdo al número poblacional.

Héctor Damián refirió que hasta el momento todas las empresas han sido formalizadas siguiendo el trámite de licencia de funcionamiento, inspección técnica de Defensa Civil y la constancia de habilitación de infraestructura complementaria.

Sin embargo, seis empresas tienen su counter de pasajes en la calle Piura; pero, en la avenida Arica del barrio San José, embarcan y desembarcan a sus pasajeros en plena vía pública a cualquier hora del día sin las mínimas condiciones de seguridad.

Por otro lado, los autos colectivos que cubren diversas rutas a lo largo de la Panamericana Norte deberían ser intervenidos por la Policía de Carreteras, debido a que son constituidos como un servicio ilegal al recoger pasajeros en plena pista.

Estas empresas tienen rutas entre varios sectores a un costo bajo, es decir de Canoas de Punta Sal hasta Aguas Verdes. El problema recae en que recogen pasajeros en plena Panamericana Norte, aumentando así el riesgo de ocurrir un accidente de tránsito ante el frenado intempestivo.

PIURA

En la región Piura, 80 paraderos y 5 terminales terrestres informales ponen en riesgo la vida de los pasajeros y favorecen a delitos como trata de personas, contrabando y tráfico de drogas, según informó el director regional de Transportes, José Chávez Castillo.

El funcionario regional señaló que se ha identificado seis terminales que permiten que empresas de transportes no autorizados embarquen y desembarquen pasajeros.

Explicó que en la misma ciudad terminales como el de Castilla albergan empresas informales. Señaló que se aplicarían multas para las empresas autorizadas que permiten la informalidad.

Chávez Castillo señaló que existen terminales que funcionan, pero no tienen la habilitación técnica. Uno de ellos es el de Sechura, que no cuenta con la autorización del Ministerio de Transportes.

El funcionario indicó que la existencia de paraderos de vehículos no autorizados favorece a delitos como trata de personas, el contrabando y tráfico de drogas.

Explicó, ademas, que la informalidad perjudica a los usuarios, ya que muchos de los vehículos ilegales no cuentan con Soat para cubrir accidentes y los conductores no cuentan con las licencias.

Por otro lado, el jefe de la Oficina de Transportes de la Municipalidad Provincial de Piura, Óscar Funes Castro, informó que solo en el Complejo de Mercados existen 15 paraderos autorizados de taxis colectivos y el mismo número de informales.

“Estamos evaluando estas autorizaciones, ya que estas empresas no cumplirían los requisitos o se ubican en el lugar que no les corresponde”, dijo Funes Castro.

Asimismo, precisó que en la ciudad existen terminales terrestres interprovinciales que no tienen licencia para el embarque y desembarque de pasajeros y que próximamente serán cerradas.

LAMBAYEQUE

La Gerencia Regional de Transportes y Comunicaciones levanta alrededor de 200 actas mensualmente de vehículos intervenidos en las carreteras.

Entre 15 y 20 de dichas intervenciones, al mes, corresponden a vehículos no autorizados, es decir, que no cuentan con la respectiva tarjeta de circulación.

Según refiere el gerente regional de Transportes y Comunicaciones, Wilman Carrasco Becerra, a diario en Lambayeque se realizan entre 6 y 7 intervenciones a choferes cuyas unidades no cumplen con requisitos como contar con extintores o con el respectivo tipo de neumático para el servicio que hacen.

Carrasco precisa que si bien esta gerencia se encarga de verificar la condición de los paraderos en cada distrito (competencia de las municipalidades), también tiene la obligación de luchar contra la informalidad.

Según datos de la Gerencia Regional de Transportes y Comunicaciones, la mayor parte de las intervenciones a choferes informales se produce en las vías Chiclayo-Lambayeque, Chiclayo-San José y Chiclayo-Ferreñafe.

Cabe indicar que, solo en la ciudad de Chiclayo, se estima que existen más de 30 paraderos informales de transporte público. “Tenemos autorizados cerca de 30 paraderos en la ciudad de Chiclayo y una cantidad similar es la que existe de informales. Pueden ser más, en las distintas modalidades (combis, colectivos, etc.)”, menciona Segundo Soraluz Piñella, gerente de Desarrollo Vial y Transportes de la comuna provincial.

Según agrega, no existe una garantía de que los vehículos que se ubican en estos paraderos esté en condiciones óptimas o cuenten con toda su documentación en regla.

ÁNCASH

En Chimbote, región Áncash, las autoridades han advertido la presencia de por lo menos tres paraderos informales que son empleados para recoger pasajeros : se trata de los denominados ómnibus de “ruta”, que son empleados por los usuarios, por el tiempo y por el factor económico.

Óscar Valderrama, administrador del Terminal Terrestre El Chimbador, sostiene que los lugares elegidos por las unidades informales son la intersección de la avenida José Gálvez con el jirón Alfonso Ugarte, la Panamericana Norte, al frente del vivero forestal e incluso a las afueras del mismo terrapuerto.

“Generalmente aprovechan la noche y la ausencia de la Policía de Tránsito para pararse a un lado del terminal, a las afueras, y llenar pasajeros. Son unidades que, en muchos casos, incluso ya están fuera de circulación y en otros casos que vienen de Lima con destino a Piura y Chiclayo, pero que recogen y dejan pasajeros en Chimbote, pese a no tener parada aquí”, denunció.

Al problema de la informalidad de ómnibus interprovinciales se suman los autos que también brindan servicios a las ciudades de Trujillo, Huaraz y hasta Lima, sin estar registrados en ninguna empresa.

“Para analizar el problema más a fondo, debemos decir que estos autos existen porque hay demanda, y esto se da por una necesidad insatisfecha de los usuarios. Hay líneas hacia Trujillo que han subido sus pasajes, y encima, tardan una hora más que antes en llegar. Entonces, el pasajero decide asumir el riesgo y abordar estos vehículos”, explicó.

Fuente: Diario Correo

Deja un comentario

Specify Facebook App ID in Super Socializer > Social Login section in admin panel for Facebook Login to work

Specify Twitter Consumer Key and Secret in Super Socializer > Social Login section in admin panel for Twitter Login to work

Specify Instagram Client ID in Super Socializer > Social Login section in admin panel for Instagram Login to work

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *